lunes, 24 de diciembre de 2012

Vaiejí - guefilte fish de hermanas

La parashá de esta semana, es una de esas instancias en las cuales la Torá nos habla con ironía. Avraham Burg llama la atención en su libro Very Near to You, que el nombre de la parashá es Veyejí (y vivió) pero en realidad relata los preparativos y la muerte de Iaacov y Iosef, entregando bendiciones a sus hijos (que a veces se confunden con maldiciones ...)

Elegimos para esta semana, la bendición de las bendiciones; es la bendición que la tradición ha seleccionado para que entreguemos nuestros mejores deseos a nuestros hijos.
Y tomó José a los dos, a Efraín a su derecha, a la izquierda de Israel, y a Menashé a su izquierda, a la derecha de Israel, y se acercó a él. Y extendió Israel su mano derecha y la puso sobre la cabeza de Efraín que era el menor, y su izquierda sobre la cabeza de Menashé, guiando con conocimiento sus manos, aunque Menashé era el primogénito. (Bereshit / Génesis 48:13 – 14)
Y les bendijo en aquel día diciendo: En vuestro nombre bendecirán a los hijos de Israel, diciendo: ¡Haga Dios que seas como Efraín y Mensahé! Y así puso Efraín ante Menasé. (Bereshit / Génesis 48:20)
Cuenta el midrash que Efraín y Menashé son los primeros hermanos que no se pelean en la Torá. ¿Y qué mejor deseo podemos querer para los hijos que verlos pornerse de acuerdo y no pelearse?

El jumash Etz Hayim comenta que al "guiar con conocimiento sus manos" el texto enfatiza el desplazamiento de la bendición patriarcal del hermano mayor al menor. A lo largo de la Torá, hay una preferencia por los hermanos menores. Es una forma de decir que la eminencia es una función del carácter individual  más allá del orden de nacimiento.

Por eso, elegimos como receta de la semana, el Guefilte Fish de Alicia, la hermana menor, que esta vez nos enseña a prepararlo como lo hacían la abuela y Carmen.

Y esto es sin ninguna ironía!
Firman: los hermanos mayores

Hace un año: Helado de frutas para homenajear vidas



Guefilte Fish – Bolitas de pescado

Receta de Alicia Grunwald
20 bolitas

Clase de Guefilte fish en lo de Alicia

Picar en la procesadora          1 kg de pescado   (ver nota)

Picar y saltear                         1 cebolla chica
2 dientes de ajo
Pizca de sal
3 cucharadas aceite oliva virgen extra

Agregar al pescado en la procesadora y procesar hasta que esté todo bien unido con    

(también se puede hacer amasando a mano)                     
2 huevos
1/4 cta pimentón
½ cta sal
Pimienta molida a gusto
1/4 taza harina de matzá o pan rallado
la cebolla y el ajo salteados

En una asadera con apenas aceite (pincelar), colocar las bolas de pescado, bañadas con:

3 huevos batidos
1 cucharita pimentón dulce o picante
1 cucharita azúcar

  
Hornear 15 minutos en horno fuerte (250°C).
Volver a bañar con el huevo.
 Hornear otros 30 minutos en horno fuerte.

Dejar enfriar en la asadera para que se despeguen más fácilmente.
  
Servir acompañados de:

Saltear
Tiras de morrón rojo
Rodajas de zanahoria
2 cucharadas de aceite
Pizca de azúcar.

Colocar alrededor del pescado junto con aceitunas verdes y/ó negras.

La mezcla de pescado:
Usar una mezcla de varios tipos de pescado (4 – 5) de acuerdo a la disponibilidad.  Opciones: merluza, pescadilla red, brótola, burriqueta, lenguado, corvina.

Consejos:
Usar cucharas de servir helado que facilitan el armado de la bola y se obtienen porciones parejas.
Hacerlo el día anterior: dejar que se enfríe bien antes de colocar en la heladera, bien tapado, y retirar al día siguiente, unas horas antes de servirlo.
Fotos de la clase - paso a paso. 

miércoles, 19 de diciembre de 2012

Vaigash - queso de cabra y algo más


En esta parashá tenemos otro capítulo de la historia de Iosef. Toda la familia de Iosef se traslada a Egipto:
Y los hombres eran pastores de ovejas, pues eran ganaderos; y habían traído su ganado menor y su ganado mayor y todo lo que tenían. (Génesis / Bereshit 46:32)
Iosef les dice a sus hermanos: cuando el Faraón les pregunte cuales son sus ocupaciones:
Responderéis: "Ganaderos han sido tus siervos desde nuestra mocedad y hasta ahora, tanto nosotros como nuestros padres", para que podáis habitar en la tierra de Góshen; porque abominación para los egipcios es todo pastor de rebaño. (Bereshit 46:34)  
Pero los hermanos no siguen el consejo de Iosef:
Y dijo el Faraón a sus hermanos: ¿Cuáles son vuestras ocupaciones? Y ellos respondieron al Faraón: Pastores de ganado menor son tus siervos, tanto nosotros como nuestros padres. (Bereshit 47:3)
¿Porqué esta respuesta? El jumash Etz Hayim sugiere que los hermanos de Iosef no tienen problema en hablar de su verdadera ocupación de la cual están orgullosos y que es Iosef, acostumbrado a adaptarse y asmilarse a la cultura egipcia, quien ve la necesidad de ocultarlo.

Pero también es posible imaginar que los hermanos de Iosef pensaron: “¿Quién se cree este para venir a decirnos lo que tenemos que responder al Faraón?”  A veces parece que las peleas, enemistad y desconfianza entre hermanos son las más dfíciles de sanar, de reconciliar y de perdonar.

La Torá no lo dice, pero seguramente estos ganaderos también sabían hacer un buen queso de oveja o cabra, así que la receta de la semana tenía que ser con queso.  Y si podía ser algo como para convidar (Iael llega de visita esta semana!!) - mejor!  Entonces aquí van unos triángulos de masa filo rellenos de espinaca y queso de cabra inspirados en la spanakopita griega.  




Hace un año:   Chips de pan de pita crocantes para no pelearse en el camino


Triángulos de espinaca y queso de cabra

36 triángulos
Prender el horno a 200°C

Freir hasta dorar
2 cebollas verdeo picadas en
2 cucharadas aceite oliva

Mezclar bien
300 gr espinaca cocida (escurrida) picada
300 gr queso cabra
Pimienta negra molida
Las cebollas doradas.

Armado:

12 hojas masa filo (450 gr)
Manteca derretida ó
Aceite (Aceite en aerosol es muy práctico)


La masa filo se seca muy rápido por lo que hay que mantener las hojas tapadas con un repasador húmedo hasta el momento de usar para evitar que se rompan.

Tomar una hoja de masa filo, poner sobre la mesada y cortar en 3 a lo ancho.
Pintar con manteca derretida o aceite.
Doblar cada tercio a la mitad. 
Volver a pintar con manteca/aceite.
Poner una cucharita de relleno en la parte inferior y doblar para formar un triángulo.
Volver a pintar con manteca/aceite o con huevo batido.
Ver paso a paso aquí.

Espolvorear       Semillas de sésamo.
Hornear a 200ºC hasta dorar (20 - 25 minutos)
Servir tibias.


Los triángulos armados (sin hornear) se pueden guardar en la heladera hasta por 3 días.
También se pueden congelar en una capa y luego hornear directamente del congelador (no descongelar).

miércoles, 12 de diciembre de 2012

Miketz - latkes no tradicionales


Durante la parashá de esta semana vemos cómo Iosef (luego de interpretar exitosamente los sueños del Faraón) pasa a ser un personaje importante en el reino de Egipto. Iosef toma un nombre egipcio, se casa con la hija del sacerdote Potifera, y tiene dos hijos cuyos nombres reflejan su nueva situación:
Y llamó José al primogénito Menashé, "porque Dios me ha hecho olvidar todas mis penas, y toda la casa de mi padre".  Y nombró al segundo Efraím, "porque, Dios me ha hecho fructificar en la tierra de mi aflicción" (Génesis / Bereshit.  41: 51-52)
A Iosef le va bien en su nueva tierra. Olvida a sus hermanos, a su padre (que sigue pensando que está muerto) y los sueños de su pueblo.  Pero, cuando sus hermanos viajan a Egipto en busca de comida, se produce el re-encuentro de Iosef con su familia y sus orígenes.

Esta parashá coincide con la celebración de Januca.  y el  Rabino Pinhas Peli (z”l) comenta sobre la relación de la parashá con la festividad:
Más de mil años más tarde [de esta parashá] todo el aceite en el Templo de Jerusalem resulta contaminado por una cultura extranjera (la cultura Helénica a diferencia de la Egipcia).  Los gobernantes de la época, prácticamente olvidan sus sueños de judaísmo. Pero una serie de eventos, que comienzan con la acción de un hombre en la aldea de Modiin, lleva a un retorno del judaísmo y una nueva dedicación del Templo.  Esto es lo que festejamos en Januca, la misma semana en que leemos la historia de Iosef, el primer judío asimilado que retorna a su pueblo.

Latkes de papa con salmón
La creatividad culinaria de nuestra tradición asocia el aceite del templo con comidas fritas (lo que sea para comer algo rico), así que hicimos: latkes!

Estos latkes no son la receta de la abuela Sara ni de la abuela Margarita. Usa papa pre-cocida que permite hacer la mezcla con anticipación (la papa no se pone negra) e incluye cáscara de papa, cebolla de verdeo y hierbas (por si alguien llega a insinuar que los latkes no son "sanos"!) La receta no es de las abuelas, pero ellas estuvieron presentes en nuestra mesa de Jánuca. Porque, a diferencia de Iosef, incorporamos ideas y costumbres nuevas, pero no las olvidamos.


Hace un año: Ensalada con pistachos - para dar

Latkes de papa no tradicionales

Inspirado en Craig Stoll /Delfina, San Francisco.


Un día antes:
Lavar bien, poner en una olla y tapar con agua fría
1 kg de papas
Llevar a hervor y hervir tapado por 5 minutos. Colar, enfriar y guardar en la heladera.


Al otro día:
Prender el horno a 250°C
Rallar con rallador grueso

Las papas pre-hervidas y frías (con cáscara)
Agregar y mezclar bien
3 huevos
2 cebollas de verdeo picadas (1/2 taza)
1 cucharada hierbas frescas picadas (perejil, ajo chino, cilantro, etc)
½ taza harina
1 cucharita sal
Pimienta negra molida

Calentar un sartén de fondo grueso 

2 - 3 cucharadas aceite oliva virgen extra
Tomar 1 cucharada de la mezcla de papa y darle forma de un disco redondo chato.

Poner 3 – 4 latkes en el aceite caliente y freír 3 – 4 minutos de cada lado.

Retirar y escurrir sobre una asadera de horno forrada con papel absorbente.
Mantener en el horno caliente hasta el momento de servir.

Servir con queso crema y salmón.





jueves, 6 de diciembre de 2012

Vaieshev - Boeuf Bourguignon del chef


La receta de esta semana está inspirada en Potifar, el chef del Faraón y su copero  (encargado de servir el vino) para una adaptación del Boeuf Bourguignon de la famosa chef Julia Child.


Hace un año: Jalá de chocolate de los primeros panaderos


Boeuf Bourguignon Kasher

Adaptado de “The Jew and the Carrot” inspirado en Julia Child

Para 4 personas
Cortar en cubos grandes
1 kg de pulpa de carne
Y espolvorear con
2 cucharadas harina
Pimienta negra

Calentar en una olla de fondo grueso
3 cucharadas aceite oliva virgen extra

Dorar los cubos de carne y reservar


En la misma olla dorar
2 zanahorias en rodajas
1 cebolla grande en rodajas

Desglasar con
1 botella (750 ml) vino tinto (Tannat, Malbec o similar)

Agregar y mezclar bien
1 cucharada extracto de tomate
½ taza de hongos secos (Porcini, Shiitake)
1 cucharada salsa de soja
2 hojas de laurel
1 cucharita de tomillo seco o rama de tomillo fresco
4 dientes de ajo picados

Los cubos de carne dorados

Llevar a hervor y cocinar a fuego bajo o en el horno a 200°C hasta que la carne esté tierna (approx 2 horas).
Retirar las hojas de laurel y rama de tomillo.

Espolvorear con
2 cucharadas perejil picado

Servir con la salsa acompañado de papines, arroz o pasta.
Se puede hacer con anticipación.